Galveston de Nic Pizzolatto

galveston

La oscuridad interior

Nic Pizzollatto es el creador y guionista de la aclamada True Detective, serie policial de HBO con acentos del cine noir y la intriga metafísica.  Galveston es su primera novela, donde se cuenta la historia de Roy Cody, un matón al servicio del mafioso Stan Pitko; un soldado en la edad mediana con un montón de recuerdos tormentosos a su haber y la perspectiva de una muerte cercana por un nefasto pronostico médico.  Una vida violenta que ante la inminencia de un fin cobra un nuevo espesor y se tiñe por la búsqueda de un sentido, un nexo que pueda darle a años de matonajes por encargo una forma más significativa que la simple acumulación de infamias por amor al poder y al dinero.  En el camino Roy es traicionado por su jefe y conoce a la bellísima Rocky, una joven prostituta también en fuga de su pasado y juntos entran en la carretera a la espera que allí adelante haya un mundo diferente al que hasta entonces el destino ha escrito para ellos.

Es interesante como el género policial resulta siempre un vehiculo eficaz para comprender la vida de las personas y sus motivaciones.  Porque cuando la suma de errores que uno ha cometido implican que la policía y la mafia estén tras tus pasos, parece el momento más inevitable para preguntarse: ¿cómo lo hice para meterme en este tremendo lío?  ¿En qué estaba pensando?  No es bajo los parámetros de una vida monótona y ordenada que uno realmente cuestiona sus prioridades y los arrepentimientos de las clases burguesas suelen cumplirse en los asilos de ancianos.  Pero Roy Cody no tiene ni una décima parte de ese tiempo y debe enfocar ahora ya antes que las fuerzas desatadas de Pitko caigan sobre él y lo destruyan.

Galveston inicia con un epígrafe de Faulkner: “¿Cuántas veces he estado a cubierto de la lluvia bajo techo ajeno, pensando en mi hogar?”  Hay mucho de eso en la novela, la búsqueda de Roy de un hogar y que hasta entonces habita en un soñado pasado. Una de las partes más notables de la novela, es cuando el protagonista va a visitar a una antigua novia, ahora casada con un hombre adinerado.  Roy pretende revivir aquella época feliz por medio de los recuerdos, pero su antigua mujer le echa en cara que se engaña a sí mismo si se cree esos recuerdos, pues la realidad de aquella época, igual que ahora, era cruda y descarnada y donde en definitiva “el pasado ya no existe.” Donde solo queda la conciencia atormentada de los errores, infinitos como granos de arena y que uno a uno parecen deshacer cada vida, todas las vidas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s